Noticias

lunes 15, junio de 2015

La interminable obra de la escuela container

Ante la falta de vacantes para nivel inicial, que quedó al descubierto con la inscripción online de 2014, la gestión porteña decidió construir un jardín modular en La Boca. La obra de Brown y Espora debería haber terminado en marzo. Silencio oficial. Por Ayelén Pujol

La interminable obra de la escuela container

El Ministerio de Educación porteño estuvo en el centro de la escena a principios de 2014 por el problema de la falta de vacantes en las escuelas públicas, después de la implementación del sistema de inscripción online. Un año atrás, 4176 chicos se quedaron sin lugar en las instituciones de nivel inicial del Estado. La demanda por lugares para esos niños y niñas resonó fuerte, y la respuesta que el Gobierno porteño encontró fue la puesta en práctica de una nueva infraestructura: las construcciones modulares para albergar a los chicos que quedaban fuera del sistema de educación público. Una de ellas es la que puede verse en Almirante Brown y Espora, en La Boca: se trata de un establecimiento que ya debería estar terminado, pero que todavía continúa en obra y sin fecha de inauguración, según la información que brinda el propio Gobierno de la Ciudad.

 
La demanda para la construcción de esta escuela inicial (para chicos de 45 días a 5 años) comenzó en 2014, cuando cerca de 200 chicos se quedaron sin vacantes en la escuela Infantil 7. Como respuesta, la gestión PRO instaló dos aulas modulares en la lindante escuela Media 3, pero no se llegaron a utilizar debido a los reclamos de la comunidad educativa. Así fue que se decidió instalar la modular pegada a Casa Amarilla.
Esta problemática fue la muestra de una cuestión más general: en total hubo 7 mil casos de problemas de vacantes y la Comuna 4 fue la segunda más afectada, con 1513 casos, después de la 8, que tuvo a 1585 chicos sin vacantes.
 
Si bien desde el Ministerio de Educación porteño no quisieron dar detalles sobre la nueva escuela, el comunero del Frente para la Victoria en la Comuna 4, Maximiliano Nenna, explicó: "El Gobierno de la Ciudad había prometido hacer una escuela en el predio de Martín Rodríguez y Villafañe para julio pasado. Esa opción se transformó en ésta que están construyendo y que según los plazos establecidos ya debería estar terminada".
 
La licitación fue por 4 millones y medio de pesos y según la convocatoria publicada en el Boletín Oficial el 21 de octubre pasado, la obra era “necesaria e impostergable” para cubrir las vacantes que generara el ciclo lectivo 2015. Para eso, la escuela debía estar terminada en 60 días. Sin embargo, la construcción comenzó en enero y todavía no finalizó.
 
"Según los planos, se trata de una escuela de diez aulas, con capacidad para 264 alumnos. No es la solución que nosotros hubiésemos querido, claro. Ellos ya hicieron construcciones de este tipo. Y dicen que las escuelas modulares son más rápidas de hacer, pero no es lo que sucedió. En octubre empieza la inscripción para 2016, el PRO debería dar explicaciones", dice Nenna.
 
Desde el Ministerio de Educación porteño lo único que detallaron es que la forma de construcción elegida es más rápida y más económica. Sobre este punto, una fuente del Gobierno nacional indicó a Sur Capitalino que los montos aproximados para construir una escuela inicial pero de cemento oscilan entre los 6 y 7 millones de pesos y tiene más perdurabilidad por el tipo de materiales usados.
 
Mientras tanto, el sistema de inscripción online sigue su curso. Aún no hay números oficiales de cuántos casos de falta de vacantes hubo en este 2015, aunque desde la Legislatura ya se presentó un pedido de informes para conocer ese dato. Es junio y la escuela de Brown y Espora sigue sin fecha de inauguración.

Comentar
Nombre
Email:
Comentario
Validación
Por favor escriba las palabras que ve en la imagen de arriba.

Videos

Destacados

Campaña Cuerdas Solidarias

Campaña Cuerdas Solidarias

 CUERDAS SOLIDARIAS

En el marco de nuestro 30 aniversario y en momentos en que se vuelve fundamental tender puentes y sumar fuerzas, Sur Capitalino y Guitarras Camilo Lettieri se unen en un proyecto solidario.
Se trata del sorteo de una guitarra de luthier que donará todo lo recaudado al Profesorado Pueblos de América de la villa 21-24, de Barracas, que asiste a sus alumnes y a la comunidad con alimentos, elementos de higiene y material educativo.

Ni una menos en cuarentena

Ni una menos en cuarentena

El Centro de Justicia de la Mujer registró en mayo un aumento del 240 por ciento, respecto al mismo mes de 2019. El 9% de las agresiones denunciadas en las oficinas de La Boca implicaban un riesgo altísimo para las mujeres que pidieron ayuda y el 26% un riesgo alto.

Por Lucrecia Raimondi

Triste, solitario y final para La Flor de Barracas

Triste, solitario y final para La Flor de Barracas

Cierra sus puertas el querido bar notable de Avenida Suárez y Arcamendia, una de esas esquinas donde se respiraba cultura. “El coronavirus, con la extensa cuarentena que trae como consecuencia, termina de asfixiar nuestra actividad”, informó la familia Cantini a través de un comunicado en sus redes. 

 

EdiciÓn Impresa

Twitter


Agenda Cultural

Diseño y Desarrollo: El Webstudio