Noticias

viernes 10, enero de 2014

Sangre para el Garrahan

El Banco de Sangre del hospital pediátrico lanzó una campaña para evitar que el número de donantes voluntarios y la cantidad de sangre extraída disminuya durante los meses de verano.

El Banco de Sangre del hospital Garrahan lanzó una campaña para evitar que el número de donantes voluntarios y la cantidad de sangre extraída disminuya durante los meses de verano.

En este marco, convoca a la población a donar en el Banco de Sangre del hospital, ubicado en la calle 15 de Noviembre 2151, de lunes a viernes de 7 a 18 o los sábados de 7 a 13:30, precisó el organismo mediante un comunicado.
 
La jefa del Centro Regional de Hemoterapia, Silvina Kuperman, detalló que "toda la sangre que usa el hospital es de donantes voluntarios, y en estos meses la cantidad de donantes cae y, para nosotros, es una oportunidad de convocar a nuevos donantes voluntarios y concientizar sobre la importancia de esta práctica altruista".
 
Durante el año, el Banco de Sangre recibe entre 1200 y 1500 donantes mensuales; pero en los meses como enero y febrero ese número baja, ya que disminuyen las colectas externas: de 4 se pasa a 1 por semana.
 
"Las empresas, los colegios, los institutos, las universidades bajan la actividad por las vacaciones. Nosotros llegamos a cumplir con los requerimientos de sangre del hospital, pero el inventario de sangre baja y por eso es el mejor momento para que las personas se acerquen a donar en forma voluntaria", destacó Kuperman.
 
Además de recibir donaciones en el Banco de Sangre, mañana se realizará una colecta externa en la iglesia Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, en Moreno.
 
El Banco de Sangre del hospital cuenta con la donación voluntaria del 100 por ciento de las extracciones, el 20 por ciento de las mismas se realizan en el banco y el 80 por ciento en colectas externas, organizadas conjuntamente con instituciones, empresas y organizaciones de la sociedad civil.
 
El organismo recordó que puede donar sangre cualquier persona, hombre o mujer, que cumpla con las siguientes condiciones: tener entre 18 y 65 años; pesar más de 50 kilos; estar en buen estado de salud y no padecer enfermedades que sean transmisibles por sangre.
 
No haber tenido relaciones sexuales de riesgo en el último año; no consumir drogas endovenosas; no haberse realizado, en el transcurso del último año, tatuajes o perforaciones ni cirugías.